¿Si es posible el Islam latino?

América Latina es un campo muy fértil para la expansión del Islam

¿Si es posible el Islam latino?

¿Si es posible el Islam latino?

Actualidad de América Latina / Capítulo 23

Autor: Mehmet Özkan *

 

A pesar de las estimaciones del número de los musulmanes en América Latina que es cerca de 5 millones, es más su influencia en el continente con respecto a su visibilidad. Vengáis a donde vengáis podéis ver una pequeña comunidad musulmana en el continente y podéis ver que transforman una pequeña casa en una mezquita. Hay los cristianos igual que los musulmanes entre los árabes de origen sirio y libanés que se conocen como los turcos. Los afganes que vienen recientemente al continente añaden un color distinto al continente. Pero a pesar de que están en el continente desde hace muchos años la identidad musulmana todavía no es muy cierta. ¿Si es posible que aparezca un latino islam que se nutre de la cultura latina y musulmana original en el continente?

Se puede hablar de tres grupos musulmanes en el continente. Los árabes, los musulmanes latinos que entraron en el Islam después y los que vienen de los países musulmanes no árabes. Los musulmanes árabes generalmente controlan todas las cosas en el continente, las mezquitas, las fundaciones y las asociaciones religiosas se controlan por ellos. Es una ventaja para ellos que tienen la supremacía por ‘saber la religión’ mejor que otros por ser árabes y tienen una situación mejor que otros por el aspecto económico. Los latinos que prefirieron el Islam después son generalmente son de la clase media-baja y tienen una historia familiar pobre. Los musulmanes que se originan de otros países tienen la agenda para adaptarse al continente.

Como ocurre en todo el mundo, en América Latina también los musulmanes se encaran con muchos problemas pero son muy lejos de solucionarlos sin que produzcan soluciones para estos problemas. El problema principal entre los musulmanes del continente es la ausencia de formación. Es muy poco el número de los que tienen la licenciatura de universidad. También esta situación es igual en la formación religiosa. En este aspecto aparece una generación lejos del mundo tanto por el aspecto mundial como por las informaciones personales y religiosas. Al final existe una generación que aprende la religión a través de Facebook, que busca pareja a través de internet y que intenta establecer el espacio de vida lejos del ambiente social donde vive.

Hay un número alto de las chicas que sueñan un jeque rico casándose con él, tras conocerse con los árabes a través de internet. Recientemente hay unas personas que abusan esta situación. Las personas de origen pakistaní o árabe prometen el matrimonio a las chicas musulmanas a través de internet y tras casarse con ella llegando a América Latina, se desaparecen dejando la chica sin avisar. Hay un montón de historias de matrimonio que acaban con desilusión. A consecuencia de lo ocurrido todo se alejan las chicas del Islam que entran principalmente con buena voluntad. Así fue el tema de casos abordados por el Congreso de Mujeres Musulmanas de América Latina cuya última organización fue realizada en México. Lo que entendí de las discusiones realizadas que este tipo de ejemplos son amplios en casi todos los países y esta tendencia no muestra un fin bueno.

Otro problema para los musulmanes del continente es la debilidad de las relaciones entre los grupos mencionados arriba. Los árabes mientras desprecian a los latinos generalmente por el aspecto religioso, los latinos admiran a los árabes. Los musulmanes fuera del mundo árabe no tienen una relación seria ni con los árabes ni con los latinos. Al final transformando su propio mundo en un actor solo en el mundo latino, tanto abre un espacio para su existencia como no se hace la parte entre los árabes y los latinos si aparecen unas tensiones.

El mundo musulmán urgentemente debe iniciar un movimiento de educación para los musulmanes en América Latina. Los que van a los países musulmanes para la formación musulmana prefieren a Arabia Saudita o Egipto. Una parte de los que van aunque regresen con una profunda experiencia musulmana se siente alejada en el continente. Estas personas que transforman su carácter en los árabes, intentan actuarse como si fueran árabes después de una asimilación. O como ocurre en algunos ejemplos después de conocer muy de cerca al mundo árabe-islámico se alejan de la religión.

Los musulmanes latinoamericanos tienen un problema serio de identidad. La cuestión si es posible o no un Islam Latino aprobado por los elementos no contradictorios con la cultura latina, en realidad es una cuestión que debe ser respondida en el futuro. Hasta hoy en día no existió un perfil de musulmán latino. Las personas se forzaron para hacer preferencias entre ser musulmán o latino. Si el mundo musulmán especialmente Turquía desarrolla una aproximación sobre este asunto la expansión del Islam será más rápida que hoy.

A pesar de toda la negatividad mencionada, el Islam es una de las religiones que expande más rápido en el continente. La cuestión real es que debido a los problemas que hablamos cada día aumenta el número de la gente alejada del Islam después. Existen muchos problemas en el mundo, que no digamos por qué hablamos ya América Latina. América Latina es un campo muy fértil para la expansión del Islam. Es un continente donde se puede tomar los resultados mayores con pequeños esfuerzos. Pero así es posible si se hace con una política salubre que tiene en cuenta los desarrollos y los equilibrios además de las condiciones locales. Entre tanto ¿si no hay un valiente que se hace el patrocinador de la construcción de una mezquita en América Latina entre los benevolentes que buscan un lugar para una mezquita a construirse en Turquía, África o Balcanes? ¡Si hay qué me digan!   

 

*Es evaluacióndel Asistente Doctor Mehmet Özkan el académico de la Academia de Policía y el Coordinador de América Latina de la Agencia de Colaboración y Coordinación Turca (TIKA)


Etiquetas: América Latina , Islam

Noticias relacionadas